marketing

3 Maneras de Atraer Nuevos Clientes a tu Restaurante

3 Maneras de Atraer Nuevos Clientes a tu Restaurante 1024 682 Pablo Gutiérrez

Día a día, nuestros clientes, dueños de restaurantes se enfrentan a desafíos qué lamentablemente van drenando su energía, atrasando el crecimiento. Una de nuestras funciones como agencia de Marketing, es el impulsar con nuestra energía externa el negocio y motivar con resultados a nuestro cliente.

Para ello, hemos creado un Plan Estratégico de Restaurantes (estoy trabajando en ese artículo del blog), de los cuáles, hoy me gustaría contarte 3 Maneras de Atraer Nuevos Clientes a tu Restaurante (o cualquier negocio gastronómico). Cabe destacar, que estos consejos son realizables por cualquier persona del negocio.

1. Un buen restaurante es personalizable («a la carta»)

Partimos del hecho, qué sabemos que hoy en día, las personas odiamos que nos vendan. Por eso uno de los verdaderos propósitos en los que debemos basar nuestros esfuerzos de marketing, es el ayudar a las personas y no complicar las cosas (aún más). Por eso, como empresa, debemos entregar todas las facilidades a nuestro nicho. Una manera muy fácil es personalizar nuestros productos.

Veamos Starbucks; tiene mil maneras de hacernos nuestro café: Qué leche descremada, semi-descremada, de soya, regular, etc. Sin duda la personalización de nuestros productos es una opción viable para empezar a mejorar nuestro negocio. Diría qué no es necesario ingresar más productos a nuestro menú, si no personalizar los actuales.

Un restaurante qué ofrezca esa personalización completa de sus productos, recibirá bastante aceptación del mercado. Ya qué encontrará muchos «embajadores de marca» qué compartirán esa experiencia con sus amigos cercanos, contactos o en sus redes sociales, además qué es más probable qué vuelvan a visitarte, ya qué, le estás ofreciendo a detalle lo que le gusta.

Por dónde empezar:

  • De tu base de datos de clientes, pregúntales qué les gustaría ver en su menú.
  • Adapta un porcentaje grande de tu menú, a un público vegano, celíaco y vegetariano.
  • Comienza a llamar a tu cliente, por su nombre. Personaliza su vaso, su plato, sus cubiertos, su servilleta, etc etc etc.
  • Deja que tu cliente personalice toda su experiencia (o parte de ella).

2. Ayuda a tu cliente, a través de comida.

El contar con una buena salud, está llegando a ser el activo más importante de cada persona. Por eso, no es de extrañar, que nosotros los millenials, exijamos cada vez más, comida saludable. No pensar en la salud de tu cliente, es de los errores más graves en lo que estás dirigiendo a tu negocio. La tendencia más grande, en el sector gastronómico, son los productos saludables, amigables con el ambiente y accesibles.

Por eso, te recomiendo qué en tu menú actual, implementes platillos saludables y de alimentación respetuosa.

Por dónde empezar:

  • Sustituye proteína animal, por proteína vegetal.
  • Implementa Bowls (y personalizables 😉 )
  • No tienes qué cambiar tu menú. Solo adiciona esas opciones.
  • Hazte aliado de un nutricionista. Pregúntale a él qué platillos puedes entregar. No tienes idea, lo complicado qué es estar en dieta y encontrar restaurantes con platillos aprobados por nutricionistas ;).
  • Comunica a tus clientes, qué respetas el medio ambiente y cómo ayudas a tu comunidad a ser más feliz.
  • Sé transparente. Enseña tus proveedores, procedimientos, etc.

3. Mejora la experiencia de tu cliente.

Cómo era de esperar, uno de los factores más decisivos en la frecuencia de tus clientes, es su percepción de experiencia. Es lamentable en algunos casos, el poco detalle qué manejan algunos restaurantes (y ni hablar los de comida rápida), hoy en día es uno de los valores más decisivos.

Uno de los errores más comunes del marketing, es que muchos negocios invierten en atraer nuevos consumidores, cuándo lo más importante, es que nuestros consumidores actuales vuelvan. Un restaurante con clientes de un único uso, no funciona.

Para eso hay varias acciones qué debes tomar cuánto antes, empecemos por:

  • Define en primer paso tu experiencia ideal. Cuáles acciones son las «ideales» para qué tu cliente salga satisfecho en cuánto experiencia.
  • Analiza tu restaurante. Mapea todas las interacciones qué tiene tu negocio, con tu cliente. Evalúa con una puntuación del 1 al 3 qué tan buena es.
  • ¿Qué tan conveniente es tu restaurante? ¿Tu público encontrará los productos qué busca? ¿Un celíaco podría visitarte tranquilamente? ¿Un vegetariano podría comer tu negocio? ¿Estarías satisfecha de brindar tus productos a tus hijos? ¿Puedo comprar desde mi teléfono tu comida?
  • ¿Qué tan rápido entrego mis productos?
  • ¿Qué tan agradable es mi trato?
  • ¿El ambiente es acogedor, o es un ambiente ruidoso? Sin importar el tipo de ambiente, debemos asegurarnos qué no interfiera con la experiencia del usuario.

Una vez hayas mapeado todas estas preguntas. Toca mejorar cada uno de esos puntos, elabora un plan de acciones puntuales qué debes hacer día a día con tu equipo. No olvides llevar un registro de los cambios y de las acciones qué vas a llevar a cabo y capacita a tu equipo a ejecutarlas (No solo un día, sino cada día).

Y así mejoraremos nuestra experiencia del usuario, mejorando las ventas, aumentando la fidelidad de tus clientes, mejorando la rentabilidad y más.

Espero qué este artículo te sea valioso y qué puedas encontrar aquí, herramientas para mejorar tu negocio. Si te ha servido de utilidad, compártelo con tus amigos y no dudes en contactarme si tienes alguna duda.

Saludos.

 

 

 

 

3 Errores de Marketing Que Cometen los Restaurantes ( y qué deben evitar)

3 Errores de Marketing Que Cometen los Restaurantes ( y qué deben evitar) 1024 681 Pablo Gutiérrez

Cometer errores es de humanos, pero lo que nos diferencia del resto de empresarios es la capacidad de aprender de estos errores, aprovechando la oportunidad en la que nos metimos, para mejorar nuestra calidad o nuestros servicios.

Parto del hecho, qué has cometido una incontable cantidad de estos errores (al igual qué yo) y qué estás aquí leyendo este artículo porque quieres aprender de los errores míos, de los errores que hemos cometido como agencia de restaurantes y errores de nuestros clientes; siempre con el fin de aprender y mejorar.

Cómo agencia de negocios que somos, estamos programados para entregar resultados rápidos y estables a nuestros clientes. Por eso hay ciertos errores que no permiten que nuestro trabajo se lleve a cabo, dichos errores, son con los que normalmente nos topamos al iniciar un proyecto con nuestro nuevo cliente. Podríamos decir que son situaciones qué todo lanzamiento enfrenta y que posiblemente tu restaurante esté experimentando en este momento.

También conversaremos sobre errores muy puntuales, que no todos los negocios experimentan, pero si son causante de una reducción en las ventas a final de mes.

Cabe señalar, qué mi intención en este artículo, no es menospreciar ningún restaurante, idea o movimiento qué tengas en mente. Si no más bien, qué puedas leerme como un couch, qué ya ha pasado por estás situaciones y que quiere entregarte los atajos para que llegues a la meta. Sin más: comencemos.

Error #1 – No tener una visión clara del objetivo del restaurante.

Saben que detesto que mi primer punto sea obvio. Pero al parecer todos cometemos este error al arrancar con nuestro restaurante (y cualquier negocio). No tenemos una visión clara de a dónde queremos llevar nuestro restaurante. Y cada vez qué toco este tema con mis clientes, recuerdo el libro de Las 21 leyes irrefutables del liderazgo, de John C. Maxwell. En las qué  nos cuenta que no existe ningún avión qué despegue sin saber a dónde aterrizará y que ningún barco sale del muelle sin tener claro a dónde navegar. Así debemos ser nosotros.

Nuestro restaurante debe saber hacía dónde ir y qué quiere lograr. Estás son algunas de las preguntas claves que realizamos a nuestros clientes qué deseen mejorar su restaurante (o crearlo)

  1. ¿Qué tipo de platillo quieres servir?
  2. ¿En cuál tipo de platillo te quieres especializar?
  3. ¿Cómo quieres servir tus platillos?
  4. ¿Cómo quieres que se vea, sienta y transmita tu restaurante?
  5. ¿Dónde te gustaría abrir tu restaurante?
  6. ¿A qué públicos quieres expandirte en un plazo mayor a 24 meses?
  7. ¿Cómo se llamará tu restaurante? ¿Cuál sera su logo? ¿Su marca?

Nos encanta realizar estás preguntas ya que en muchas ocasiones lo más sano es rehacer la idea y arrancar de cero. ¡Esa sensación de la primer etapa nos da vida!

 

Hablamos en otra entrada del recurso más importante de marketing qué debe tener tu negocio y es su concepto. Debes ser capaz de comunicar y tratar de resolver (basándote en la visión de tu restaurante) la siguiente pregunta: En 1 o 2 lineas, ¿cuál es el concepto de tu restaurante? Debes ser capaz de redactar, depurar y mejorar este texto, porqué será tu mejor carta de venta.

Ahí te va un dato. Más del 85% de las conversaciones con una marca (del sector gastronómico), ocurren mucho antes qué la persona te contacte. Bien sea que escucho de ti, te encontró en Instagram, vio alguna fotografía de algún amigo en tu restaurante, etc.

De ahí lo valioso de transmitir correctamente tu concepto. Si la persona no le quedo claro de que va tu restaurante con la información que encontró en Google Maps, Waze o Instagram, NO IRÁ A TU RESTAURANTE.

Error #2 – No entender a tu manada (tu nicho del restaurante)

Aquí no me voy a extender mucho, la clave es muy sencilla. Debes conocer tu nicho tanto cómo conoces a tu mejor amigo. En ROARING le llamamos la manada.

En puntos prácticos debemos tomar en cuenta lo siguiente:

  • ¿Qué hace tu público y por qué lo hacen, qué les motiva a volver a tu restaurante?
  • ¿Cómo llega tu público a tu restaurante, el vehículo qué usa, con cuántas personas llega, cuál es su sentimiento al llegar?
  • ¿Tu negocio es fuerte en ciertas épocas del año o baja su rendimiento en algunos meses, tus ventas dependen de otros eventos cercanos para ser rentable?
  • ¿Qué retos o problemáticas enfrenta tu nicho, qué experiencia espera tu manada de tí?
  • ¿Qué es lo que más valora tu nicho sobre tu negocio?

Estás son preguntas claves qué debes hacerte para conocer tu manada. Con las respuestas, puedes arrancar a solucionar y mejorar tus puntos débiles.

 

Hace unos días, estuve visitando durante varias semana algunos centros educativos en la capital, algunos muy céntricos y bien ubicados y otros bastante alejados. Durante esos días salía de reuniones en lugares muy cómodos llenos de personas muy amenas y otros con mucho calor y estresado de lidiar con personas incomodas.

Lo qué si era fijo, era que salía con hambre. Normalmente no soy de movilizarme mucho para comer, entro al primer restaurante qué me encuentre (y vea aseado).

Cómo yo andaba de visita, no es normal qué pueda a estar en ese mismo lugar frecuentemente, por lo que como dueño de restaurante, debemos esperar que una persona al sentarse en mi mesa, cuente con el 50% de probabilidad de volver y otro 50% de no volver: El servicio debe ser excelente.

Contestando el segundo punto, yo llegó en vehículo propio y esperaría que cuente con accesibilidad para estacionarlo. No soy muy delicado en ese punto, pero esperaría contar con un espacio «seguro» dónde parquear. No olvidemos que quién llega al restaurante, es porque tiene hambre, y no todas las personas asimilan esa necesidad de la misma manera.

Durante esas semanas, me encontré con restaurantes capitalinos, qué entendían muy claro que el restaurante era visitado por ejecutivos, que cuentan con 45 minutos o una hora de almuerzo (o lo que es lo mismo, su tiempo limitado). Por lo que algunos restaurantes servían en 5 minutos y otros (increíblemente) tardaban 30 minutos en servirme. Es importante entender si tu público cuenta la disponibilidad de esperar media hora de su tiempo en su plato.

 

¿Me expliqué correctamente en el tipo de escenarios qué debes plantearte para tratar de resolver los puntos qué te nombre más arriba? Bien? continuémos.

Error #3 – Tratar de quedar bien con todos.

Cuándo arrancamos proyectos con restaurantes, la pregunta qué hacemos es: ¿Cuál es tu nicho?

La respuesta en la mayoría de los casos es: Todo tipo de público. Todos. Incluso una vez, me respondieron: Todo aquél qué tenga hambre y quiera comer algo rico.

Grave horror. El principal problema qué sufren los negocios y sobretodo los restaurantes, es el de no satisfacer las necesidades de su nicho, querer quedar bien con todos. Por dicha los tiempos han cambiado y la tecnología actual nos permite apuntar con láser a tus prospectos. ¿Sabías qué podemos incluso redirigir público a tu negocio, qué ha consumido de tu competencia? Te contamos cómo lo hacemos.

Debes (y cómo lo indique en el primer error) crear un buen concepto, que satisfaga los deseos y cumpla los anhelos de tu nicho. Los deseos de una persona vegana están a kilómetros de distancia de los deseos de una persona fanática de las hamburguesas de res. No puedes quedarle bien a todos y si estás pensando qué si; grave error.

Enfócate en tu nicho. Dale lo que buscan. Se experto en solucionarle sus problemas de hambre a tu mercado.

Me entristece mucho, visitar restaurantes qué intenten vender hamburguesas, pizza, pastas, sushi, bowls, ensaladas, comida artesanal, gluten free, comida libanesa, etc  y todo en menú confuso. (Sigo preparando la nota de blog, de cómo preparar un menú de venta efectivo).

 

Son restaurantes qué lastimosamente están en desventaja, por no segmentar a su clientela. Si tienes un nicho qué te respalda, tu competencia le costará más arrebatarte tus clientes. «Mejor pájaro en mano qué cien volando…»  la diferencia es qué si evitas estos errores, puedes llenarte la mano de pájaros.

Reflexión

Cierro el tema, primero agradeciendote por llegar hasta acá y segundo esperando que estos consejos hayan sido valiosos para tu vida y tu negocio.

Antes de terminar me gustaría expresarte qué cada negocio es un mundo y cada persona tiene su propio mundo. No es mi objetivo hacerte pensar qué tu negocio va mal… porque si estás leyendo esto, es porque quieres cambiar. Aún estás a tiempo de mejorar. En los negocios debemos tener autocriterio, ya eres lo suficientemente exitoso, haz arrancado un negocio que busca satisfacer unas de las necesidades más básicas de todo ser humano: comer. Ya eso te vuelve una persona especial.

Pero cómo tu Coach, quiero mostrarte los atajos para qué puedas pasar de lado esos «platos amargos» de todo negocio de restaurante. Anímate a ser cliente de tu propio negocio, ¿lo recomendarías? ¿te parece un buen negocio? ¿te transmitieron claramente el concepto, o el restaurante no logró responder tus preguntas? Lo que respondas en tu mente de esas preguntas, serán la clave para mejorar las ventas de tu restaurante.

3 Recursos de Marketing Qué Debes Implementar En Tu Restaurante

3 Recursos de Marketing Qué Debes Implementar En Tu Restaurante 1024 683 Pablo Gutiérrez

El auge de la tecnología y las nuevas tendencias digitales avanzan tan rápido, que como agencia, consideramos que el leer y entender estas tendencias en el momento correcto, pueden brindarle un impulso de ventas para cualquier negocio. Aunque estemos en la era digital, muchos negocios convencionales requieren de estrategias tradicionales para mantener estable sus finanzas.

El día de hoy me gustaría compartirte 3 Recursos de Marketing que debes implementar en tu restaurante, que hemos desarrollado y nos ha dado siempre resultados en estos 4 años de trabajar con varias cadenas de restaurantes y negocios independientes de comida.

Antes de iniciar, es válido anotar que estos recursos pueden entenderse como una serie de consejos que se suman a los esfuerzos tradicionales de Marketing de tu negocio.

1 – Redes Sociales para impulsar tus ventas del restaurante.

Lamento si este primer punto suena bastante obvio, pero ahí les va un dato: 4 de cada 10 negociaciones qué atendemos de restaurantes o negocios relacionados con comida, NO MANEJAN NI CUENTAN CON ESTRATEGIAS DE REDES SOCIALES. Lo anoto en mayúsculas y en negritas, para que podamos entender el grave error que esto implica para cualquier negocio en el 2020.

El tener una red social para nuestro restaurante es tan vital, como mantener nuestros alimentos frescos y presentarlos con una buena presentación. Nuestros clientes actuales, futuros clientes y prospectos se encuentran navegando a diario en redes sociales, lugar ideal en el cuál pueden conocer sobre tus servicios, tu menú, la calidad de tus productos, tus facilidades de pago y envíos, tu ubicación, horario y tu personalidad (de la que hablaramos un poco más adelante).

El no contar con una página en Facebook y un perfil empresarial en Instagram (cómo mínimo) es la daga qué esta haciendo sangrar a tu negocio. Si no tienes esto ya implementado, deja de leer este artículo, abre los perfiles y vuelve acá.

 

Bien, partimos del hecho qué tenemos una página en Facebook y un perfil en Instagram, estamos hablando el mismo idioma. Pero como era de esperar, no todo es tan sencillo como abrir el perfil y empezar a vender, y es que es ese el error que comenten muchos restaurantes, no cuentan con una estrategia clara para redes sociales. Estoy seguro que lo sabes, pero desde hace un tiempo para acá, las principales plataformas de redes sociales han tomado roles distintos en la comunicación de los negocios (hablaremos en una nueva entrada de blog más adelante de esto) el público que puedes encontrar en Facebook, no será ni de cerca el que puedas encontrar en Instagram… y no te hablo del público obscuro de Twitter o el poco manejado Tik Tok.

Te comento esto, porque debes tener una estrategia para Facebook y otra estrategia distinta para Instagram, con sus métricas, KPIs y objetivos que varien según el mes, los resultados esperados, inversión publicitaria, entre otros.

¿Qué estrategias puedo implementar en mis redes sociales para mi negocio?

Eso varía según los resultados qué estés obteniendo, las metas que te propongas en un plazo determinado y la inversión publicitaria obligatoria que puedas invertirle a tu negocio. Pero ahí te van algunas (y de gratis 😉 )

  • Postea de media, unas 30 piezas de contenido POR MES de tus platillos. Fotografías de calidad, no vayas a subir una imágen borrosa, desenfocada, con un mal encuadre o que se aprecie suciedad en el entorno, cuida los detalles. Prepara ese platillo y decóralo para que se vea bonito. No has visto modelos/as qué salen en portadas de revista sin maquillaje ni retoque, verdad? Tus platillos tampoco. Uno de los nuevos formatos de anuncios digitales son los videos, que nos han entregado resultados impresionantes. Realiza varias piezas de producción en videos y te aseguramos el éxito del platillo que estés exponiendo.
  • Mide cuál de esos tiene mejor aceptación. Si dentro de tu inversión publicitaria lo puedes permitir, inyectale dinero y veamos cuál plato es el preferido de tu público. En el 2020, necesitas invertir, para darte a conocer. Te recomendé en el punto anterior 30 piezas de contenido, porque necesitamos tener un abanico de platillos para ver cuál es el preferido, el segundo en la lista y el que definitivamente tu público no le interesa. Sé creativo 😉
  • Si te puedes permitir, contrata una agencia que pueda diseñarte parte de esas piezas de contenido. Olvídate de textos aburridos, planos o diseños que no prospecten lo rico de tus platillos. Si la comida la preparan los profesionales, tus diseños deben prepararlo también profesionales.
  • Encuentra tu manada. Comparte esas piezas de contenido, pensando en tu nicho. Dales información valiosa. En este punto, al mes de estar publicando contenido, deberás ser capaz de entender los gustos de tu manada. Cuándo te encuentres en este punto, necesitamos meterle un sentimiento a tu restaurante. Y he aquí el secreto de las redes sociales de los negocios, que logres comunicar una emoción o un sentimiento con tus piezas de contenido, ¿tu manada se emociona por tu contenido? ¿tu manada se antoja por tu contenido? ¿tu manada se entusiasma al punto de querer contarle al resto sobre tu negocio? Tu negocio debe transmitir una emoción.
  • Mejora tus KPIs. Si en el mes de enero tus publicaciones alcanzaron a 45k personas orgánicas, este mes, mejóralo un 6%. Mejora la interacción en Instagram un 3%. En digital, debes mejorar todos los meses, sin excusas.
  • Genera prospectos. Somos una agencia de negocios y los negocios se dan cuando tenemos prospectos. Tu negocio debe generar prospectos. Desarrolla tus piezas de contenido de manera que puedan generarlos, si no lo hacen, estás perdiendo dinero. Para generar estos prospectos, has preguntas en tus historias, pide que te comenten y por privado consultales tu número de teléfono, en tus conversaciones de Messenger preguntales sus gustos y su número de teléfono. Si te interesa un poco más de este tema, contamos con bots automatizados en Messenger y Whatsapp que generan estos prospectos automáticamente.

En varias negociaciones (sobre todo en empresas familiares) nos expresan el temor de abrir una página, sobre todo por el temor a los comentarios de tu marca. No te preocupes, si el producto es bueno, las opiniones serán buenas; si tu producto es malo; no te detengas, tus consumidores te están regalando información de como mejorar 😉

2 – Tu menú mejora las ventas de tu restaurante

Y en este punto, no quiero ofender ni sonar grosero. Pero la mayoría de los menús, no están enfocados en vender. Si entendemos el ciclo de vida de tu cliente, vemos como tu prospecto vio tu contenido, la calidad en tus fotografías, conversó con tu marca en un par de ocasiones, le diste el mejor trato y lo convenciste en confiarte para que te visite. Logras que salga de su casa con la intención de darte dinero por tu producto y cuando lo tienes sentado en tu mesa, ¡Poop! tu menú no tiene ninguna intención de vender, acabas de arruinar todo el proceso de venta. Tienes suerte si tu prospecto en la mesa, pide aquel platillo que recordó de tu feed en Instagram. En la mayoría de los casos, tu prospecto se pide una bebida y se marcha de la mesa. (Lo hemos hecho, ¿no?)

Un menú de ventas atractivo, hará que tu cliente se sienta emocionado de ser parte de tu  marca. De sentirse parte de tu manada, en la que regalaste tanto valor con tus piezas de contenido, que el estar sentado en esa mesa, frente a tu menú sea todo un privilegio para él. Piensa qué tienes a tu prospecto (qué paso varias etapas en su ciclo de vida como cliente) al frente y tienes poco menos de 2 minutos para venderle, ¿qué le dirías? Eso es justo de lo que se trata tu menú. ¿Tu menú no convence en unos segundos? Cambia tu menú.

Obviando el tema estético (porque es subjetivo y varía según cada restaurante) te recomendamos tener en cuenta los siguientes puntos:

  1. Olvidate de los textos aburridos. Encárgale el trabajo a un profesional. Tienes a un prospecto al frente y tienes el espacio para hablarle durante 2 minutos. No dejes el trabajo para cualquiera.
  2. Coloca en tu menú, los productos que te sean más rentables y los que no, que el mesero los recomiende.
  3. El diseño del menú, no debe contener 70 platillos, separados por hojas o titulares que lo único que hacen es hacer más difícil la elección de tu cliente. Haz que los elementos resalten, recomienda unas dos o tres opciones, ordena tus platillos y  sintetiza la información. Haz que todo fluya lo menos complicado posible.
  4. No olvides el sentimiento que tu marca prospecta en redes sociales. Recuerda que en todo momento debes enriquecer la experiencia del usuario.

 

Estamos en estos momentos, preparando un artículo con 10 factores que hemos tomado en cuenta para diseñar los menús que han logrado mejorar las ventas hasta en un 30% de nuestros clientes.

3. La segmentación es vital, para vender a quienes te puedan comprar.

Hay negocios para todo, pero no todos los negocios sirven para todos. Debes segmentar a tu manada de tal forma que la puedas conocer tan bien que puedas entender sus gustos, necesidades y lo que les molesta de tu restaurante. Si tu negocio es pequeño y de menú variado, te recomiendo que empieces a impulsar tus platillos más rentables, segmentando tu nicho y ofreciéndole valor. En otra ocasión hablaremos más sobre la segmentación, porque es un tema bastante amplio, pero de dejo algunos puntos a tomar en cuenta durante tu segmentación.

Puedes segmentar tu restaurante según:

  • Beneficio: Si es restaurante de comida rápida, restaurante convencional, gourmet, food truck, o a domicilio.
  • Ubicación geográfica: Si tu negocio funciona de manera local en X zona, o si unicamente puede entregar a X barrio, si es un restaurante de verano, de zona alta, restaurante para personas que buscan una experiencia de «playa» en la ciudad, etc.
  • Intención demográfica: Si tu negocio es para familias, para solteros, para parejas, para personas jovenes, adultos, hombres, mujeres, estudiantes, etc.
  • Intención ocasional: Puede que tu negocio funcione mejor para grupos de amigos y no sea un ambiente para parejas, o al contrario, tu servicio es excelente en parejas. La ocasión varía y sería muy valioso si le informas a tu cliente, en cuales ocasiones sería ideal que te visiten.
  • Estilo de vida: No todas las personas son iguales, puede que tu restaurante sea aptos para Foodies (personas que les encanta subir las fotografías, para personas veganas, celíacas, para fiesteros, para personas reservadas, para reuniones empresariales, etc.
  • Por Generaciones: Puedes segmentar tu restaurante para generaciones y así satisfacer masas. No es lo mismo un sitio para Millenials, que para la generación Z.

 

Ahorita, lo nombramos muy por encima esta segmentación, pero es de vital importancia ubicar a tu restaurante en un nicho específico. Para que puedas solucionar los inconvenientes de tu manada y ofrecerles valor. Si tu manada no confía en tí, no te compraran.

En fin, espero que te haya gustado el artículo. Estaré preparando en el transcurso de los días mas contenido para que puedas mejorar las ventas de tu restaurante y estaré muy pendiente que me cuentes en los comentarios si ya has implementado alguno de estos recursos y tu restaurante está mejorando sus ventas.

Saludos.